Método TSGS: Técnica Cellfina

¿A quién va dirigido el Método TSGS: Técnica Cellfina?

Método TSGS: Técnica Cellfina
La técnica TSGS o Cellfina es un tratamiento médico estético que está orientado a pacientes que tienen entre 25 y 55 años, con escasa flacidez, y que tienen un índice de masa de corporal (IMC) inferior a 35. En una sola sesión se consiguen resultados inmediatos, llegando a prolongarse hasta tres años de mínima. El resultado es una piel más lisa y libre de celulitis. Para pacientes con sobrepeso se recomienda otros tratamientos y programas.

¿Cómo se realiza el Método TSGS: Técnica Cellfina?

Antes de comenzar cualquier tratamiento estético el equipo médico realiza un diagnóstico personalizado a la paciente para conocer sus necesidades. Con el estudio previo de la piel conseguiremos que la paciente logre el mejor resultado. Para reducir las molestias se aplica un anestésico tópico. El médico marca la zona que se va a tratar. Aplica a la zona un dispositivo que lleva una cánula  que acaba con las depresiones (hoyuelos) típicas de la celulitis. La subcisión guiada es una técnica semi invasiva para despegar tejidos que están adheridos entre sí y tiran la piel hacia abajo causando hoyuelos visibles en la celulitis. Al ser guiada, permite ser más preciso en el corte del septo que causa cada hoyuelo.

En una única sesión, según la zona a tratar, se pueden eliminar entre 20 y 30 hoyuelos.

La técnica TSGS o Cellfina hace que los septos fibrosos (los hoyuelos) desaparezcan para siempre. Pueden aparecer de nuevo, pero en zonas distintas. Y para que no vuelvan a regenerarse, la paciente debe adoptar un estilo de vida saludable.

Tratamiento Cellfina Post

Tratamiento Cellfina Post para celulitis con grasa localizada (Método TSGS)

El tratamiento Cellfina Post para celulitis con grasa localizada permite aumentar la firmeza cutánea y mejorar la superficie de la piel, lo que mejora la celulitis y la piel de naranja. Este post tratamiento trata la acumulación de grasa, factor que no se puede tratar con el Método TSGS.

¿Qué incluye el tratamiento tras Cellfina?

  • 10 sesiones de mesoterapia: La mesoterapia ayuda a reducir la grasa localizada, mejorando la firmeza de la piel y reduciendo el volumen. Se realiza mediante la infiltración de sustancias drenantes y lipolíticas en la hipodermis (la capa de la piel en la que se alojan los depósitos grasos)
  • 10 sesiones de carboxiterapia: Consiste en infiltrar CO2 vía subcutánea. Este tratamiento aumenta la oxigenación de la zona, mejorando la calidad de la piel y consiguiendo grandes resultados en la apariencia de la celulitis, así como en sus síntomas.
  • Sesión de nutrición en la que el especialista le entregará una dieta especializada para la mejora de la celulitis.

Tratamiento para flacidez y celulitis post Cellfina (Método TSGS)

El tratamiento para flacidez y celulitis está pensado para aquellos que quieran tratar la flacidez de la piel del glúteo y la parte posterior de los muslos. Gracias a este tratamiento se aumenta la firmeza de la piel y se mejora la superficie. Además, se trata la flacidez, algo que no se puede hacer con el Método TSGS.

¿Qué incluye el tratamiento tras Cellfina?

  • 10 sesiones de carboxiterapia: La carboxiterapia consiste en infiltrar CO2 vía subcutánea. Gracias a la carboxiterapia se mejoran los síntomas y la apariencia de la celulitis.
  • 10 sesiones de radiofrecuencia: La radiofrecuencia consiste en emitir radiaciones electromagnéticas, a la hora de tratar la celulitis se utiliza el aparato para dar energía en distintas profundidades y, de ese modo, tratar la flacidez.
  • Sesión con nutricionista en la que se le dará al paciente una dieta especializada para la celulitis.

Tratamiento para celulitis edematosa post Cellfina (Método TSGS)

Este tratamiento post Cellfina trata la retención de líquidos causantes de la celulitis edematosa, factor que no se puede tratar con el Método TSGS.

¿Qué incluye el tratamiento tras Cellfina?

  • 10 sesiones de carboxiterapia: Con el tratamiento de carboxiterapia se mejoran los síntomas y la apariencia de la celulitis. El tratamiento consiste en infiltrar CO2 de manera subcutánea.
  • 10 sesiones de presoterapia: Con la presoterapia se favorece la circulación y se disminuye la retención de líquidos. Este tratamiento trata la celulitis en todas sus fases y consiste en ejercer presión mediante chorros de aire en la zona que se va a tratar.
  • Dieta especializada para la celulitis que se entregará en una sesión con nutricionista.

Tratamiento Cellfina: paso a paso

https://vimeo.com/347472392/31952e10c7

¿Qué es la celulitis? ¿Cómo se produce?

La celulitis se caracteriza por alteraciones en la superficie de la piel, en forma de depresiones y elevaciones. Entre el 85 y el 90% de las mujeres tienen algún grado de celulitis, que aparece, principalmente en los muslos y glúteos, aunque también puede darse en abdomen, brazos e incluso espalda.
La celulitis aparece por múltiples factores: genéticos, mala alimentación, cambios hormonales o alteraciones en la circulación sanguínea. Para entender cómo se forma, debemos conocer los diferentes actores que intervienen: primero, las mujeres tenemos los septos de colágeno en posición vertical. Estas “columnas” anclan el tejido subdérmico de la piel, produciendo una depresión localizada de la piel (hoyuelo). Segundo, el propio tejido adiposo excesivo o grasa. Y, tercero, la alteración de la microcirculación sanguínea y la consiguiente retención de líquidos.

Una vez conocemos los principales actores de la celulitis, podemos entender cómo se produce la celulitis: imaginémonos una carpa con un techo de lona horizontal (la piel) que tiene incorporadas columnas que evitan que el techo se hunda (los septos de colágeno). Y supongamos que existiera una fuerza que empuja el techo desde dentro hacia fuera (la grasa). La consecuencia del aumento de los acúmulos de grasa hace que nuestro techo no sea liso y se formen irregularidades, formándose incluso hoyuelos en el lugar donde se sitúan los septos de colágeno. Si la circulación no es buena, este proceso se vería agravado por el acúmulo localizado de líquido.

¿Qué cuidados hay que seguir después del tratamiento Cellfina (técnica TSGS)?

La paciente debe traer una prenda de compresión que se usará después del tratamiento. Se recomienda evitar ducharse hasta el día después del tratamiento y no bañarse durante varios días. Después del tratamiento, la paciente puede realizar actividad física, pero siempre de intensidad leve o moderada. El equipo médico guía a la paciente para que el resultado final sea el deseado.